Según informó el Mando Central de Estados Unidos (Centcom, por sus siglas en inglés), un ataque de las fuerzas norteamericanas se llevó la vida de un líder de alto rango del grupo terrorista ISIS. 

Se trata de Khalid ‘Aydd Ahmad al-Jabouri, principal responsable de la planificación de atentados terroristas del autodenominado “Estado Islámico” en Europa y al que el propio Centcom lo define como la persona que “desarrolló la estructura de liderazgo para ISIS”.

La operación unilateral del ejército de los Estados Unidos se llevó a cabo los primeros días de abril en Siria y, según lo expresado por el Mando Central, en el ataque no hubo bajas ni heridos civiles. Por su parte, el comandante del Centcom, el general Erik Kurilla, sostuvo que “ISIS continúa siendo una amenaza para la región y más allá, siendo capaz de llevar a cabo operación dentro de la región con el deseo de golpear más allá de Medio Oriente, a pesar de ir en degradación”. 

“El asesinato de Al-Jabouri se cree que podría perturbar, al menos temporalmente, la capacidad de dicha organización terrorista para planear y llevar a cabo atentados en suelo extranjero”, al mismo tiempo que reafirmaban el compromiso de los Estados Unidos para derrotar a ISIS junto a las fuerzas asociadas en Siria e Iraq, anunciaba el comunicado emitido por el Mando Central.

En relación a esto, hay que destacar que la operación que culminó con la vida de este alto líder del autodenominado “Estado Islámico”, se produjo a pocos días de cumplirse un mes des que tropas estadounidenses en conjunto con las Fuerzas Democráticas Sirias realizaran un asalto en helicóptero lo cual resultó con la muerte de otro de los presuntos cabecillas de ISIS, Hamza al-Homsi. En dicha incursión, resultaron heridos cuatro soldados norteamericanos y un perro de trabajo que los acompañaba, tras una explosión que no se logró identificar con claridad. 

Estas y otras operaciones, se suman a las anteriores redadas que, meses atrás, se llevaron la vida de varios oficiales del EI. Ellos son Ibrahim Al Qahtani (febrero del corriente año), Abu “Ala” –uno de los cinco líderes de la organización terrorista en Siria-, Abu Mu’Ad al Qahtani –encargado de los prisioneros-, ambos asesinados en octubre de 2022. Además, otro de los caudillos de ISIS fue eliminado el pasado mes de marzo en una operación militar del ejército de los Estados Unidos en Somalia. 

Talibanes contra ISIS

Por otro lado, los Talibanes –al mando de Afganistán- afirmaron haber asesinado a dos miembros del autodenominado “Estado Islámico” en una operación de las fuerzas de seguridad talibanas en el suroeste de Afganistán, más precisamente en la provincia de Nimroz.

Tras la misma, el portavoz de la Policía de Zaranj, sostuvo que “no se produjeron bajas civiles ni entre las fuerzas talibanas” y que, además de los dos integrantes del grupo yihadista que murieron, otro fue arrestado.

Dicho esto, se sabe de la fuerte rivalidad existente entre los Talibanes afganos e ISIS, quien se convirtió en una de las principales amenazas para la seguridad de Afganistán desde la vuelta al poder de los Talibanes. 

Es a raíz de esto que, el gobierno Talibán ha incrementado sus ofensivas contra la organización yihadista en los últimos meses, particularmente, después del atentado terrorista que culminó con la vida del gobernador de la provincia afgana de Balkh, un alto miembro de Talibán y otras dos personas, el pasado 9 de marzo.

A pesar de lo desarrollado anteriormente, ISIS posee una fuerza de convicción y regeneración que hace parecer imposible su erradicación por completo, puesto que, tras la muerte de sus líderes, más cabecillas surgen de las entrañas de la organización yihadista y cada día, nuevas generaciones y camadas de terroristas, se van educando en la yihad.

Te puede interesar: Estados Unidos confirma la muerte de un alto miembro del Estado Islámico en Siria

Máximo Alterman
Estudiante avanzado de la Lic. en Ciencia Política (UNSTA). Coordinador del Área de Asia Central y Medio Oriente para el Observatorio Universitario de Terrorismo del Instituto de Relaciones Internacionales (UNLP).

Dejá tu comentario