Durante este lunes, el ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergey Lavrov, emite una serie de declaraciones entre las que afirma que Rusia “estaba dispuesta a negociar con Ucrania en los primeros meses de la guerra, pero Estados Unidos y otras naciones occidentales aconsejaron a Kiev no celebrar conversaciones”. Dichas declaraciones se dieron en el marco de la visita del diplomático ruso a Sudáfrica, y resultaron similares a las que realizó el año pasado el presidente Vladimir Putin, donde además acusó a Estados Unidos y sus aliados de sostener que Rusia no se toma en serio la idea de llegar a un acuerdo para poner fin a la guerra que comenzó el 24 de febrero de 2022.

En este sentido, Sergrey Lavrov sostuvo: “Es bien sabido que apoyamos la propuesta de la parte ucraniana de negociar temprano en la operación militar especial y, a fines de marzo, las dos delegaciones acordaron el principio para resolver este conflicto”. Y agregó: “Es bien sabido y publicado abiertamente que nuestros colegas estadounidenses, británicos y algunos europeos le dijeron a Ucrania que es demasiado pronto para negociar, y el acuerdo que casi se acordó nunca fue revisado por el régimen de Kiev”.

El Ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergey Lavrov (izquierda) junto a su homóloga sudafricana, Naledi Pandor (derecha) minutos antes de la reunión, este lunes 23 de enero del 2023.

El ministro Lavrov se encuentra en ciudad capital de Pretoria para conversar con su homóloga sudafricana, Naledi Pandor, sobre los temas de la agenda bilateral. Mientras que Rusia presiona para fortalecer los lazos con el país más desarrollado de África – y un aliado histórico – en medio del conflicto bélico que se desarrolla desde hace un año en Ucrania. 

De igual manera, también se espera que el canciller ruso visite otros países africanos durante su viaje. Esta sería la segunda vez que Sergrey Lavrov visita África en el espacio temporal de seis meses, en lo que es contemplado por los expertos como la búsqueda de Moscú de reunir apoyo frente a la guerra. 

En este caso, Sudáfrica fue vista como la más importante de varias naciones africanas en adoptar una postura neutral en la guerra y negarse a condenar la invasión de Rusia, en lo que representó una decepción para Estados Unidos y otros socios occidentales que también ven a Sudáfrica como puente fundamental para sus planes de construir relaciones diplomáticas en África.

Infobae

En cuanto al encuentro que llevaron adelante los funcionarios, se esperaba que la guerra de Rusia en Ucrania y su impacto consecuente en los 1.300 millones de habitantes de África, con respecto al aumento de los precios del petróleo y los alimentos, ocupara un lugar central durante las conversaciones.”Estamos totalmente alertas de que el conflicto, dondequiera que exista en el mundo, nos impacta negativamente a todos, y como el mundo en desarrollo nos impacta particularmente como continente africano”, sostuvo Pandor antes de las conversaciones, y añadió: “Es por eso que, como Sudáfrica, articulamos constantemente que siempre estaremos listos para apoyar la resolución pacífica de los conflictos en el continente y en todo el mundo”.

Esta reunión también se llevó a cabo días después de que las fuerzas armadas sudafricanas –  a pesar de la neutralidad expresada por el país sobre Ucrania – anunciaron que realizarán simulacros conjuntos con las fuerzas armadas de Rusia y China frente a la costa este de Sudáfrica el próximo mes, permitiendo el ingreso de buques de guerra rusos y chinos a través del Océano Índico.

Fuente: Daily Herald.

Te puede interesar: Estados Unidos pide a seis países latinoamericanos donar a Ucrania su armamento de origen ruso

Avatar photo
Equipo de redacción de Escenario Mundial. Contacto: info@escenariointernacional.com

Dejá tu comentario