La temporada de pesca ha iniciado, y con ella surge una preocupante situación en la Zona Económica Exclusiva (ZEE) del Mar Argentino. Un informe de Milko Schvartzman revela que más de 400 barcos pesqueros chinos, junto con 200 de Corea, Taiwán y España, se dirigen hacia el límite de la ZEE desde el Pacífico, planteando riesgos significativos para los recursos nacionales.

A pesar de los esfuerzos internacionales y de Argentina para prevenirlo, cientos de barcos chinos continúan pescando ilegalmente en aguas argentinas. Esta actividad no regulada podría resultar en un saqueo que afectaría negativamente la población de calamares en la región.

Desafíos en la Milla 201

La pesca en la milla 201 en Argentina se ha convertido en un problema crítico. Numerosos buques aprovechan las deficiencias en la regulación nacional para explotar los recursos marinos. Un estudio detalla las actividades de los barcos chinos a unas 201 millas marítimas de la costa, en el límite de la ZEE, donde capturan toneladas de calamar.

A pesar de las restricciones legales, cientos de barcos chinos utilizan diversas maniobras para sobrepasar estos límites, pescando más allá del área permitida sin enfrentar sanciones efectivas hasta el momento.

Milko Schvartzman vía X

La Ley de Pesca 24.922 prohíbe la captura de peces, crustáceos y moluscos argentinos por buques extranjeros, salvo mediante tratados internacionales aprobados por el Congreso Nacional. A pesar de esto, la falta de aplicación efectiva de las leyes y sanciones por parte de las autoridades chinas y argentinas permite la continua pesca ilegal en la región.

Apoyo Logístico en Uruguay

Uruguay se ha convertido en el epicentro del apoyo logístico para estos barcos pesqueros ilegales en el Mar Argentino. Buques como Huali 8 (China), Oyang 77 (Corea) y Playa Pesmar Uno (España) encuentran respaldo logístico en el puerto de Montevideo.

Argentina gobierno

La Zona Económica Exclusiva del Mar Argentino enfrenta desafíos críticos con la presencia masiva de más de 400 barcos pesqueros chinos y otros 200 de Corea, Taiwán y España. A pesar de los esfuerzos internacionales y locales, la pesca ilegal persiste, amenazando los recursos nacionales. La falta de aplicación efectiva de las leyes y sanciones por parte de las autoridades chinas y argentinas, sumada al apoyo logístico en Uruguay, crea un escenario preocupante.

Te puede interesar: La Armada Nacional de Uruguay detiene a un buque brasileño por pesca ilegal

Redacción
Equipo de redacción de Escenario Mundial. Contacto: info@escenariointernacional.com

2 COMENTARIOS

  1. Te encuentro toda la razón, hay que enviar toda la flota a proteger la zona exclusiva, pero verdad que no tenemos flota naval, no me acordaba, mejor enviemos los aviones de patrullaje marítimo, pero Si tampoco tenemos, saben que mejor tratemos de dialogar políticamente entre los estados, pero no tenemos ningún peso internacional, saben que mejor vamos a jugar a la pelota, es lo único que hacemos bien.

Dejá tu comentario